Blog

Blog de psicología

como surge la motivacion

¿Cómo surge la motivación?

¿Qué es la motivación?

La motivación es un proceso interno que nos dirige hacia el cumplimiento de una meta u objetivo.
Es un mecanismo que va desde el interior hacia el exterior: da comienzo y mantiene los comportamientos asociados a la obtención de una meta.

El proceso motivacional tiene una función adaptativa en relación al medio ambiente, nos da el impulso necesario para llevar a cabo esos comportamientos que nos indiquen una mayor probabilidad de supervivencia, aunque no sea en términos de vida o muerte.

Origen de la motivación

La motivación normalmente surge por la percepción de una necesidad.
Según cual sea el origen de esa necesidad, encontramos dos tipos de motivación, extrínseca e intrínseca, que varían en función de las características personales.

Tipos de motivación

Motivación extrínseca:

Esa necesidad puede surgir por la percepción de ausencia de algo, como dinero o salud.motivacion-extrinseca

Cuando necesitamos dinero la motivación nos mueve a buscar un medio para conseguirlo, cuando hay ausencia de salud llevamos a cabo acciones para mejorarla. Este tipo de motivación es la motivación extrínseca.

Cuando lo que nos mueve a hacer una tarea es lo que conseguimos con ella, la motivación es externa y se mantiene por reforzadores o incentivos externos. Cuando esos incentivos desaparecen, la actividad que realizábamos es más fácil que desaparezca también.

Ejemplo de motivación extrínseca:

Alex, de 17 años, ha empezado a bajar las calificaciones escolares. En casa se queja de que no le dejan salir hasta las 4,30 de la mañana, que es la hora a la que vuelven sus amigos los fines de semana.
Sus padres, tras hablarlo conjuntamente, le comunican una decisión. Les parece que es un poco tarde, pero que podrá salir hasta esa hora cada vez que traiga un examen aprobado y con una nota mínima de un 7. Alex acepta, porque además de conseguir salir hasta más tarde, podrá volver con todos sus compañeros al mismo tiempo.

Motivación intrínseca:

Pero esa necesidad también puede aparecer por el deseo de hacer algo que conlleve un beneficio a nivel interno o personal, como la necesidad de autorrealización o desarrollo personal. Esta es la motivación intrínseca.motivación-intrinseca

La motivación intrínseca se mantiene por el placer que aporta el realizar una tarea en sí misma y no por los beneficios externos que esta aporta.

Ejemplo de motivación intrínseca:

Una persona pinta en su tiempo libre porque le genera muchos beneficios personales: se siente bien, feliz y relajada pintando, se siente autorrealizada. Además se le da bien y se siente satisfecha consiga misma. Su objetivo es pintar por el mero echo de pintar, no pinta para vender cuadros o para obtener reconocimiento social.

Mantenimiento de la motivación: reforzadores externos e internos

¿Tendemos a guiarnos por reforzadores externos o internos?

No siempre es posible ceñirse a un tipo de motivación concreta.
En muchas ocasiones ambos tipos de motivación, intrínseca y extrínseca, se dan de forma conjunta.

Si empezamos una actividad porque nos gusta, esa actividad es reforzante en sí misma: se mantiene por el hecho de que nos parece agradable, nos satisface a nivel personal. Pero si además obtenemos un beneficio material o social, como un incentivo económico, la motivación hacia esa actividad se ve reforzada por partida doble.

Los reforzadores internos permiten que conseguir de un reforzador externo sea menos costoso, o incluso que ese beneficio pase a ser algo secundario, ya que los refuerzos a nivel interno, mantienen más tiempo la motivación que los reforzadores externos.

Cuando llevamos a cabo una actividad únicamente por conseguir una recompensa, es decir, por reforzamiento externo, al desaparecer ese incentivo, es más probable que desaparezca la actividad que antes realizábamos ya que esa actividad era un medio para conseguir el objetivo y no un fin en sí misma.

 

Cuando una actividad es reforzada de forma interna, la actividad es un fin en sí misma.

Cuando la actividad que se realiza es un medio para conseguir un fin, es reforzada de forma externa

 

Tomando el ejemplo anterior: Una pintora profesional debe acabar un retrato que le ha encargado un cliente en menos de una semana. Tal vez dedicar el tiempo únicamente a eso, con un espacio de tiempo tan reducido no sea muy apetecible, pero si tras su finalización se reciben unos miles de euros, la motivación aumenta.

Fases del proceso motivacional

Reeve (1994) considera que el proceso motivacional se compone de 4 etapas:

  1. Fase de anticipación, en la que generamos expectativas sobre la emergencia o satisfacción de una necesidad o motivo.
  2. Fase de activación y dirección, la necesidad aumenta como reacción a la presencia de un estímulo. Eso provoca un estado de activación y lo dirige hacia el objetivo. En esta fase es en la que elegimos el tipo de comportamientos que llevaremos a cabo para lograr el objetivo. Planificamos la consecución del objetivo: el tiempo que nos llevará aproximadamente y las acciones que nos acercarán a la consecución de la meta.
  3. Fase de conducta activa y retroalimentación del objetivo. Comenzamos a llevar a cabo el plan establecido en la fase anterior y según los resultados que vayamos obteniendo hacemos una comprobación si lo que estamos haciendo nos está acercando o alejando de nuestra meta.
    Si nos estamos alejando o demorando, podemos cambiar los medios utilizados para conseguir lo deseado.
  4. Fase de resultado. Es la última fase del proceso motivacional. En ella conseguimos el objetivo que nos hemos propuesto y disminuye la activación.

 

Hull (1943) consideró que el comportamiento que llevamos a cabo para reducir esa necesidad que incita a la motivación se ve reforzado. Esto da un carácter positivo a las acciones que realizamos para conseguir un objetivo. De esta forma, cuando aparezcan necesidades o situaciones similares, tenderemos a realizar la misma conducta convirtiéndola así en un hábito.

 

¿Quieres información sobre los servicios que ofrecemos en Epsiba Psicología?

Pregunta aquí

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *